Yucatán tiene todo para que la industria de la tortilla crezca

0
375

La Cámara de la Industria de la Masa y la Tortilla, comienza una nueva administración y está trabajando junto con el apoyo Estatal y Federal para buscar un apoyo en recurso para los molineros y tortilleros, pues la gran mayoría de ellos no están afiliados, informó Andrés Fernando Monsiváis Rodríguez, representante de la delegación Yucatán.

En Yucatán existen 7 harineras; Maseca, Minsa, Maiza, Agroinsa, Gomali y dos más que se están introduciendo apenas; en el 2019 la cámara hará convenios con las harineras para tener un buen precio y así mantener la tortilla accesible y buscará con el Gobierno apoyo para la mejora de todos.

Andrés Fernando Monsiváis Rodríguez, representante en Yucatán de La Cámara de la Industria de la Masa y la Tortilla

También comentó que los molineros y tortilleros no puede subir el costo de la tortilla por gusto, pues en la cámara se deben de regir los costos, “Estamos próximos a reunirnos precisamente para analizar costos, y establecer un precio justo dependiente la zona, pues en el interior del Estado varía el costo”.

Una de las acciones que Andrés Monsiváis hará es dar soluciones a los agremiados, buscará acercamientos con la Cámara de Comercio para más apoyos y formalidad, cosa que administraciones anteriores no han hecho.

El negocio de la tortilla es muy redituable al ser un producto de la canasta básica y sobre todo es algo que ayuda a Yucatán al generar empleos y consume lo propio, el maíz de la milpa de las comunidades.

“Si alguien quiere abrir una tortillería, tiene que aperturarla aquí y solicitar los permisos en el ayuntamiento, son tramites sencillos y la cámara los ayuda, ya que con los permisos vienen los beneficios e insumos con los que se pueda ayudar al pequeño empresario, como la harina, el papel, teflón que se ocupa para las maquinas, bolsas donde se venden”.

Normalmente las tortillerías en Yucatán son negocios familiares y en su gran mayoría se ponen en casas no en locales lo que ayuda a no pagar renta de local, por lo que la ganancia es mayor.

La venta al mostrador pueden ser de 3 mil 500 pesos en un día, lo cual les queda integro muchas veces, al ser negocio familiar no se pagan empleados, a diferencia de un negocio establecido en u n local que si genera empleos.

La inversión para poner una tortillería es aproximadamente 180 mil pesos para montarla, haciendo las adecuaciones correctas del lugar donde estará, la máquina, los permisos, la licencia de funcionamiento que cuesta 180 pesos trimestralmente, la báscula, la cual Profeco la debe calibrar y eso tiene un pequeño costo, y mantener al día el pago de predial, el contrato de la basura, los tramites de hacienda y así todos ganamos.

Yucatán tiene todo para que la industria de la tortilla y maíz crezca, solo se debe impulsar más y sacar lo que el mismo estado produce para que la economía aumente.

Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here