Recomendaciones de nutrición para los días de calor

0
107

Ante la llegada de la época de secas y de quemas, y por consiguiente del aumento de las temperaturas, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) alerta a la población para prevenirse de las enfermedades diarreicas y gastrointestinales comunes en estos meses.

El nutricionista del IMSS Armando Hazael Ayala Román informó que entre las enfermedades que proliferan por bacterias están la salmonelosis, las amibas y la E. Coli.

Éstas, dijo, son las que causan el mayor número de alteraciones, pero sin que se limite la acción de otras bacterias que también ocasionan diarreas o problemas gastrointestinales.

El especialista aseguró que una vez que presentemos alteraciones como cólicos estomacales, dolor, vómitos, diarrea y elevación de la temperatura es motivo para ir al médico.

También pidió no automedicarse ni tomar remedios caseros, más aún si se trata de población en riesgo como niños y adultos mayores.

En los primeros es porque su organismo aún no es resistente a las bacterias, y en los segundos porque ya está afectada su inmunidad, lo mismo que en mujeres (embarazadas o no) y niños en lactancia.

El médico explicó que las enfermedades están presentes todo el año y aumentan según la temperatura, si se eleva hay diarreas y si baja se presentan enfermedades respiratorias.

En abril, mayo y junio aumentan las gastrointestinales porque hay temperaturas extremas de calor.

La prevención lo es todo, aseguró el entrevistado, pero también el cuidado personal. Por ejemplo, el lavado de manos disminuye radicalmente la presencia de estos eventos y por ello se debe procurar que los niños se laven las manos, sobre todo los que gatean o niños de etapa preescolar.

Lo mismo va para los adultos al preparar y servir los alimentos o después de ir al baño.

Las enfermedades de temporada están entre los principales motivos de consulta médica, indicó, y cuando no se cuidan bien los efectos de estas enfermedades, como las diarreas y vómitos, la deshidratación es una de las principales consecuencias.

Ayala Román explicó que los alimentos deben guardar ciertas características para que podamos ingerirlos, como ser higiénicos y tener preparación previa.

Normalmente, dijo, todos los alimentos tienen cierta cantidad de bacterias que van proliferando o no, depende si los conservamos bajo ciertas características.

Una de ellas es la temperatura, pues si no se conservan bajo refrigeración y a la temperatura adecuada empiezan a descomponerse.

“Ante las altas temperaturas que prevalecen en Yucatán, si no se toman esas medidas las bacterias proliferan y nos volvemos susceptibles a enfermedades diarreicas”, aseguró el médico del IMSS.

La principal recomendación, señaló, es que quienes vendan comida tengan los cuidados mínimos para no causar daños a las personas, y quienes venden alimentos frescos, como frutas y verduras, deben tener a la mano soluciones donde desinfecten estos productos, ya sea si los venden pelados o con cierta preparación.

“Deben tener higiene al manipular los alimentos, lo mismo que los instrumentos que utilizan, que estén limpios y desinfectados y donde los van a servir que haya limpieza, lo mismo que el lugar”, expresó el nutricionista.

El problema, dijo, es que muchas de las personas que venden alimentos en la calle no tienen los cuidados básicos, es difícil ver que tengan a la mano gel desinfectante o que se laven las manos de manera constante.

Sobre el golpe de calor, dijo que viene asociado al ambiente, al no cuidar la protección y no tomar agua que permita compensar la temperatura.

“Debemos tomar de 2.5 a tres litros de agua al día, dependiendo de la dinámica que tengamos”, sugirió.

El golpe de calor viene por exposición a temperaturas altas, no cubrirnos en forma adecuada, tener baja hidratación o someterse a una actividad física que implique que la temperatura se eleve y con una temperatura ambiente extrema, las células se descompensan.

El especialista indicó que la coloración de la orina es un indicador para ver cuán hidratado se está, se debe orinar con coloración amarilla clara y que no esté espesa, pero si la orina es más densa y de color más oscuro, la deshidratación puede estar presente.

Luego recomendó que si alguien se desmayara, lo primero por hacer es cuidar la seguridad de la persona, ver que no esté en un lugar de riesgo y llamar de inmediato a emergencias, pues si no somos médicos no podemos saber qué le causó el desmayo y si le damos un tipo de atención sin saber, se le puede poner en riesgo.

El nutricionista Armando Ayala advierte de los riesgos de no conservar bien los alimentos.

Bacterias

En su opinión muchas veces no se guardan las temperaturas mínimas para conservar sana la comida, no la cuecen bien y, por ende, las bacterias del ambiente proliferan.

Responsabilidad

“Si ve que el vendedor está cerca de escapes de camiones o hay perros alrededor es una señal que debe llamar la atención del consumidor, pues tanto el consumidor como el que vende deben tener la responsabilidad de cuidar el entorno para evitar las bacterias, hay que comprar donde se vea que la manipulación de los alimentos es segura”.

Fuente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here