Osvaldo Benavides se alista para su visita a Mérida

0
762

Promete conmover al público

Para Osvaldo Benavides la complicidad y la química que comparte en el escenario con Silvia Navarro es clave del éxito de “Donde los mundos colapsan”, la puesta en escena que presenta en Ciudad de México y que llegará a Mérida este mes.

La obra, que ha tenido una buena acogida en las ciudades del interior del país donde se ha presentado, llegará a la ciudad el próximo jueves 11, cuando ofrecerá dos funciones —a las 19 y 21 horas— en el Teatro Armando Manzanero.

En entrevista con el Diario, Osvaldo señala que “Donde los mundos colapsan” es una obra muy fácil de ver y entender, y en ella el público se ríe de principio a fin.

Afirma que Adrián Vázquez, escritor y director de la producción, hizo un excelente trabajo al plantear una historia con buen humor, pero que también toca el corazón de los espectadores.

Recuerda que la historia trata de dos personas destinadas a encontrarse, al grado que se puede decir que se aman sin siquiera conocerse. “Es una historia de vida, de amor. Sin hablarse y sin conocerse, los personajes están conectados”, apunta.

La puesta en escena trae a la memoria desastres naturales y acontecimientos importantes que sucedieron en la vida real, en los que de alguna manera están involucrados Valeria y Richard (Silvia y Osvaldo), y es por medio de esos momentos que los personajes se cruzan en el camino del otro.

El actor manifiesta que es una obra llena de sensibilidad, que entretiene y hace reír, por lo que considera que es apta para todo público.

“Bien vale la pena pagar lo que cuesta el boleto, porque el público que la ha visto sale conmovido por la historia de estos personajes”.

Resalta el hecho de que en el escenario los acompañan dos músicos, que tocan en vivo durante el desarrollo de la obra, lo cual le da un “feeling” muy especial, aunado a que “la música que crearon es maravillosa”.

Con respecto a Silvia Navarro, recuerda ya habían trabajado juntos en teatro y cine, de modo que ya se conocen, algo que queda reflejado en la complicidad, química y energía que proyectan en el escenario. Razón por la que invita al público a no perderse la obra.

Los boletos cuestan $580 (luneta preferente), $480 (luneta intermedia), $380 (luneta general) y $330 (balcón). Están disponibles en tusboletos.mx, ADO (CAME y Valladolid), Farmacias del Ahorro (Fiesta), Ópticas Espadas (Montejo, Altabrisa y Las Américas), Redicom Gran Plaza y la taquilla del teatro.— Iris Ceballos Alvarado