Masacre en Michoacán, sujeto mata a 8 personas

0
54

Un presunto sicario asesinó a balazos a ocho personas y dejó heridas a otras cuatro en el estado de Michoacán, antes de que policías estatales lograran abatirlo tras un enfrentamiento.

La Fiscalía General del Estado (FGE) informó que la masacre comenzó a las 16:35 horas del martes, en un taller de reparación de vehículos ubicado en la calle Amapola, de la colonia Miguel Hidalgo, en el municipio de Jacona, donde el agresor asesinó a balazos inicialmente a dos hombres.

El presunto homicida salió del taller y en su huida disparó contra dos varones que caminaban en la calle, asesinando a uno y dejando herido al otro. Además, mató a un automovilista a quien despojó de un vehículo marca Nissan, modelo Tiida, de color rojo, en el que huyó y avanzó hasta el municipio colindante de Zamora.

Posteriormente, el agresor llegó a la calle Virrey de Mendoza, de la colonia El Duero de Zamora -a 7 kilómetros del primer ataque-, donde asesinó a un trabajador de una empresa de refacciones de automóviles, además de lesionar a un hombre y una mujer que se encontraban cerca del lugar.

Minutos después, el presunto asesino se dirigió en el vehículo robado a una florería cercana, donde mató a balazos a un empleado.

Además, el civil armado se dirigió a una bodega de alimento para ganado, donde privó de la vida a dos hombres y lesionó a un varón y una mujer.

Agentes de la Policía de Michoacán desplegaron un operativo que permitió ubicar al presunto asesino cuando salía de la bodega de alimento para ganado, donde tras un enfrentamiento fue abatido.

El agresor fue identificado como Sergio Eduardo A, alias el “El Nenuco”. Por el momento se desconocen las causas que motivaron la masacre, por lo que la FGE continúa con las investigaciones.

Zamora es considerado uno de los municipios más violentos de México, mientras que Michoacán acumula ya más de mil 300 homicidios por arma de fuego, presumiblemente relacionados con el crimen organizado.

En la región operan los carteles Jalisco Nueva Generación (CJNG), La Nueva Familia Michoacana (LNFM) y de Los Caballeros Templarios, los cuales se disputan a sangre y fuego el control de la producción y tráfico de drogas, así como la marihuana y las metanfetaminas.