Agente de la SSP atiende en maya llamadas al 9-1-1

0
246

Orgulloso de su origen

El 20 de agosto pasado, mientras realizaba sus labores normales en la Unidad de Monitoreo e Inteligencia Policial (Umipol) de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), al agente Javier Omar Tun Huchim se le solicitó auxiliar vía telefónica a otro elemento que desde Tahdziú atendía el caso de una mujer que únicamente hablaba lengua maya.

Javier Omar tomó el micrófono para entrevistarse con la mayahablante, quien le relató que había ido al cementerio a llevar flores a un familiar y cuando regresó su hija de seis años no estaba en casa.

El agente, quien entonces desconocía que la niña aparecería en un pozo cerca de donde fue vista por última vez, señala que es el caso que más le ha impactado “y a todos se lo cuento”.

Se veía como enfermero

Originario de Kampepén, Homún, pero vecino de Chuburná de Hidalgo, Javier Omar es uno de los pocos agentes que hablan maya y que pueden atender llamadas del número 9-1-1 de las personas mayahablantes.

Su llegada a la Umipol, cuenta, no estaba planeada. De hecho, primero se visualizó trabajando como enfermero en un hospital tras haber concluido esa profesión en el Conalep.

Tras varios años de cubrir suplencias, un día se cansó y, aprovechando que fue a realizar un trámite en la SSP que en ese entonces se encontraba en Reforma, entró para hablar con el comandante y pedirle un empleo. “Ese mismo día me dijo que pase y entré a trabajar”.

Fue así como después de varios años como suplente de enfermero, consiguió un puesto como paramédico donde permaneció cuatro años; posteriormente hizo tres años como agente de vialidad hasta que lo comisionaron a la Umipol.

“En realidad estoy en un departamento de captura de datos, pero cuando alguna llamada cae en lengua maya, yo la atiendo y eso es algo bueno porque la persona cuando oye que le hablan en su lengua como que siente más confianza”.

Programa

Él confiesa que, aunque le gusta hablar en maya y nunca ha negado sus raíces, jamás pensó que la emplearía en el trabajo. Añade que todo se dio poco a poco cuando empezaron a recibir llamadas de personas mayahablantes y solo unos cuantos las podían atender, como en el caso de Tahdziú.

“No recibí la llamada, allí había un compañero que no hablaba maya, entonces me localizaron y me la pasaron por teléfono, y ella (la mujer) me explicó, y luego le decía al agente que estaba con ella”, señala.

El entrevistado resaltó que cuando comenzó el programa se pensaba muy poco en atender en maya. “Ya se pensaba en hablar en inglés o francés, pero no en maya”.

Fue esta necesidad la que hizo que también se capacitara al personal para recibir reportes en maya, siendo Javier Omar uno de ellos y por lo cual se dice orgulloso.

Fuente

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here